Descubren que los primeros aldeanos de la Península Ibérica tenían una historia genética diferente al resto de Europa

Un estudio internacional en el que participa la Universidad de Granada ha analizado datos arqueológicos, genéticos y de isótopos estables (un tipo de análisis químico) para determinar que gran parte del origen genético de la población de la Península Ibérica se debe a la influencia principal de una ruta migratoria prehistórica procedente de Anatolia (la actual Turquía), que llegó hace menos de 8000 años a través del norte del mar Mediterráneo.

Seguir leyendo