La Universidad de Granada expresa su pesar por el fallecimiento de Mariluz Escribano

Día triste para nuestra comunidad por la pérdida de Mariluz Escribano, poeta, catedrática de esta universidad y una de sus miembros más queridos. Su vida y su carrera fueron ejemplares, como lo fue su papel de liderazgo en distintos movimientos ciudadanos. La despedimos con todo nuestro cariño con uno de sus propios poemas.

Cuando me vaya

Dejaré un silencio en el recuerdo,
sonidos de una voz que fue muy joven,
y un aroma de sándalo y cipreses
para que no me olvides.

Y ahora, cuando el sol desaparece,
y hay promesa de una noche clara,
las estrellas se esconden
y están muertas de tanta nívea luz.

Dejaré abierta la ventana.
Un gorrión divulgará mi huida,
y un frescor de mañana
anunciará mi marcha,
con trémula voz para llamarte.

Cuando me vaya
perderé las praderas,
los bosques encendidos de noviembre,
el verde del jardín en primavera,
la tenue luz de los planetas,
la sonrisa de un niño,
el calor de un amigo,
lágrimas de dolor por los caminos
que transité tan alta,
la caricia de un perro
que dio fuego a mis manos.

Cuando me vaya
habré perdido tantas cosas,
que creceré en trigal
por no morirme.

(Inédito)